Venus: La planta carnívora que genera su propio campo magnético

Científicos de la Universidad Johannes Gutenberg acaban de descubrir un suceso sin precedentes, se trata de una planta que genera su propio campo magnético. Nombrada como Dionaea Muscipula, pero mejor conocida como Venus Carnívora, esta planta es famosa por su rapidez en la caza de alimento.

Ahora, ha dado la vuelta al mundo tras comprobar que su reacción tan rápida es debido a que tienen un campo magnético al rededor de ellas, de tal manera que se cierran cuando sienten el paso de una mosca o algún insecto.

Todo esto a través de la electricidad, lo cual también estimula a la planta y finalmente obtenemos un resultado depredador. Eso sí, el nivel de energía es realmente minúsculo, un imán común y corriente es 20.000 millones de veces más fuerte. Justo por ello el campo magnético de las plantas carnívoras ha tardado tanto en descubrirse.

Vía MuyInteresante
Facebooktwitteryoutube