(Video) Un experimento social que demuestra la falta de privacidad de los usuarios en Internet

Muchas personas publican estados, fotos y videos en rede sociales como Facebook, Twitter, Instagram y no son conscientes de la información personal que están colocando en Internet. Por ejemplo, uno podría estar publicando un selfie en el patio de su casa, pero otras personas (llamadas “stalkers”) pueden identificar donde vives tan sólo con la foto.

A esto hay que sumarle la posibilidad de colocarle localización a cada publicación que hacemos, aunque esto puede ayudar a los usuarios recordar donde tomaron una foto, esto puede ser de gran ayuda para estos delincuentes informáticos.

Selfie 2

Es por eso que Jack Vale ha logrado crear este experimento de social media, donde ha empezado a buscar perfiles de Facebook, Instagram y Twitter desde su ubicación para conocer información personal acerca de usuarios cercanos, para luego acercarse a ellos en la vida real y revelarle información personal que los asusta, los deja con la boca abierta y las preguntas: ¿Quién eres y cómo sabes esa información?

 

social-media-experiment-vale

Mientras que este video es humorístico, vale la pena demostrar que la privacidad y la seguridad en Internet es algo que no debe ser dejado de lado en estos días. Cada día hay más casos de estafas electrónicas y robo de identidades gracias a toda la información que un delincuente informático tiene a la mano en las redes sociales.

Thanks Invading Privacy

Este otro video nos demuestra que tan fácil es robar nuestra identidad en Internet. Esta fue una campaña de la Federación Bancaria de Bélgica que nos narrra el caso de Tom, un hombre común y corriente que cayó en la estafa del “phishing” (un correo falso enviado por su banco para recolectar datos):

 

Identity Stolen

Si no lo has hecho, sería bueno que te tomes un tiempo para configurar la privacidad de tus redes sociales y si es que vas a colocar algo de manera pública trata de no colocar información personal que pueda ser utilizada por estos delincuentes del nuevo siglo.

Vía Laughing Squid

Facebooktwitteryoutube